A nosotros nos da la sensación de que ponerse a cocinar con ese uniforme de puta que lo deja todo al aire no es precisamente la opción más inteligente. Porque puede pasar lo que ocurre en este vídeo, que el chaval viola a la putita de su hermana porque lleva un buen rato viendo su culito y llega un momento en el que ya no se puede contener. Al principio parece que a la guarra le preocupa, pero a medida que le va metiendo más y más la polla se nota que la zorra está disfrutando y que no quiere que su hermano deje de taladrarle el coño.

(95835)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

3 Comentarios