Esta nieta es una niña puta y caprichosa, su abuelo estaba leyendo un libro tranquilamente cuando apareció ella con su ropa interior roja y la clara intención de seducirle, le quita el libro de las manos y ofrece su cuerpo al abuelo como una mala puta, el anciano nunca pensó cometer incesto con su nieta, pero tampoco es de piedra y agarra las tremendas nalgas de su nieta empujándola hacia él para lamerla las tetas, después la nieta se sube sobre la polla de su abuelo y le cabalga, es de agradecer tener una nieta tan cariñosa y entregada que haga todo el trabajo…

(7107)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

3 Comentarios