La madre de esta familia es una guarra tremenda que no pierde oportunidad de poner cachondo a su hijo, y ver si con un poco de suerte se la folla como la perra que es. En esta ocasión la excusa será su lencería nueva, la madre acaba de llegar de compras, y quiere que su hijo la diga que tal le quedan sus bragas nuevas, pues bueno todo empieza suavecito, con el hijo tapándose los ojos para no ver a mama mientras se cambia, pero luego bien que la observa en bragas… obvio el chaval se pone cahcondo como mama quería, y el resto…mejor dale al play. 😉

(12489)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

3 Comentarios