Esta pedazo de guarra se ha puesto muy cachonda mientras preparaba una clase de repaso con su hermano y en vez de ponerse a estudiar lo que hace es sentarse casi encima de su hermanito, agarrarle la polla y comenzar a pajearle. Le hace una paja tremenda mientras le tapa la boca, porque no quiere que grite para que sus padres no descubran lo que están haciendo. La hermana no deja de pajearle y sigue haciéndolo con fuerza y rapidez hasta que vemos cómo la leche del chico baña la ropa de la zorrita, que ahora tendrá que lavarla rápido para que no la vea su madre.

(37814)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*