Tener una hermanita adolescente suele ser sinónimo de tener tentaciones con acabar metiéndole la polla en cuanto aparezca la oportunidad. Esta chica tan adorable con coletitas y sonrisa inocente adora a su hermano, así que cuando le dice que la quiere follar para aprovechar que ahora mismo no tiene novia, pero que necesita meter su polla en caliente, ella no se niega. En realidad, la zorrita está encantada de que vaya a meterle la polla y lo primero que hace es chupársela a fondo para que vea que se convertirá en su putita sumisa. Cuando se la mete gime como una perra y disfruta de un polvazo con su hermano mayor.

(23234)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

2 Comentarios