Anda que no es listo el chaval ni nada, con la excusa de las cosquillitas lo que hace es ir poniendo cachonda a su hermana pequeña para proponer un nuevo juego, ¡el juego de chuparle la verga!. Jajajaja. Os lo juro es lo que hace este cabroncete, entre bromas y cosquillas la hermana se pone sensiblona y entonces el chaval aprovecha para sacar la verga del pantalón y ponérsela en la boquita. La hermana se la chupa suavemente y se va poniendo cada vez más cachonda, está lista para ser penetrada, está lista para disfrutar los placeres del incesto

(13183)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

11 Comentarios