Esta madre no sabe hacerlo de otra manera, consuela las penas de su hijo a base de mamas de polla y mucho sexo. Y es que el chaval comienza a tener novias y ellas le toman el pelo y le engañan, le rompen el corazón una y otra vez así que la madre le tiene que consolar. Le dice lo guapo que es, y le dice lo mucho que vale, pero solo consigue hacerle feliz cuando le come su rabo, cuando le hace una de esas mamadas tan ricas que solo ella hace, y cuando se abre de piernas para que la folle, así si, así el chico vuelve a tener confianza consigo mismo…

(106291)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*