El chico se pajea oliendo las bragas de su hermana mayor, se pone todo cachondo pensando que horas antes han estado en contacto con su coño, aún tienen todo el aroma de su raja y eso hace que nada más llevarlas a la nariz se le ponga la verga dura, le excita tanto oler las bragas de su hermana que no se da cuenta de que alguien ha abierto la puerta del dormitorio y le está observando, ¡cojones!, es ella… la hermana le acaba de pillar con las manos en la masa ¿y ahora que pasará?, pues no te lo voy a decir, mejor le das al play y lo descubres tu mismo… 😀

(45031)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*